15 jul. 2012

Perdón

Para Estefanía

He sido insoportable y cabezón,
Un niño que no sabe lo que quiere
Y entono este tardío miserere
por no haberte pedido antes perdón.

Ya sabes, no me late el corazòn
sin ti, mi vida es sombra y se me muere,
Mi amor llora sin nadie que le espere
y duele, sin que me quiten razón.

Por eso se deslizan por mi boca,
El fado de las noches que me llevo
y el blues de cada beso que no doy.

Perdón por no besarte cuando toca,
perdón por los poemas que te debo,
Perdón por haber sido como soy.

2 comentarios:

Stewart dijo...

En esto de pedir perdón, compadre,
como has de suponer tengo experiencia,
permíteme la burda impertinencia
de convertirme en perro que te ladre.

No soy tu sobredosis de Orfidal,
no voy a remendarte las heridas,
pero perder partida tras partida
me enseña que la gloria es lo anormal.

Así que te acompaño en este invierno,
de idas por la oscura cuerda floja
y vómito de versos en papeles

Para salir indemne del infierno
hay que sobreponerse a la congoja,
y darle a Estefanía sus laureles.

Stewart dijo...

PD: Te estaba esperando!! Abrazos!!!