19 ene. 2018

Verás

Y un año y medio después... 
finalmemte acabo esta extraña trilogía.


Verás la luz
de un día dulce y nuevo
cruzar tu cuarto
para enredarse juguetonamente
a los pies de tu cama.
Pero en el raro caleidoscopio
de las virtudes grises de mi ausencia,
las formas que te acunan cada noche
te dirán que no son mis manos
las que pintan en tu piel la suavidad.

Verás colores,
mezclados y brillantes,
entre tus piernas,
pero sin la repentina calidez
que tomaban tus heridas en mis dedos,
y en la siguiente oración tuya
no estarán escuchándote mis caricias,
sino otras más violentas y más dulces,
que te lleven a otro orgasmo distinto, diferente,
pero nunca al mismo.

Verás mil cosas,
cosas que no verías
jamás conmigo.
Y tal vez te sean suficientes
para hacerte creer que me olvidaste,
sin que sepas que aún habito ahí, en tus sueños.

Verás mi sombra una noche junto a tu cama,
pero será,
solo será, mal que te pese,
una sombra.

No hay comentarios: