20 mar. 2017

Distancia

Se enquista en mi palabra el trampantojo
de hacer rimar tu rosa con mi cana,
y guardo el verso para que mañana
lo leas o lo olvides a tu antojo.

Te quiero y lo confieso sin sonrojo,
tejiéndote el soneto que se hilvana
trenzado a los acordes de una nana
que acune así a la niña de mi ojo.

Me arropo con tu sueño y con mi frío
las noches que me acuesto en el baldío
que aleja mis memorias de tu infancia.

Despierto y sobrevivo porque espero
vencer y deshacer el aguacero
que cae sobre el papel de esta distancia.

Leer más...

20 feb. 2017

Me gusta

Me gusta que mis manos se junten en tu vientre,
que exploren mansamente la herida de la vida,
Y,
quizás,
que arranquen un estremecimiento involuntario,
Un seísmo diminuto
de tierra tibia y afrutada.

Me gusta que mis labios se duerman en tu pelo,
Hundirme en esa selva de sueños presurosos,
Y oír el eco falso de mi palabra favorita.

Me gusta vestirme de tu sombra
Cuando cae la madrugada,
Cubrirte como un manto de roca y terciopelo,
Robarte los instantes más tuyos e inocentes,
Y amanecer a cada rato olvidándome del alba.

Me gusta darte aliento,
Compartir cada latido,
Besarte mientras duermes
Y que tú, que aún no lo sabes,
Sonrías en tus sueños.

Leer más...

18 feb. 2017

Oirás

(segunda parte de una trilogía escrita hace algún tiempo pero inacabada todavía
A ver si publicando en abierto me obligo a terminarla)

Oirás poemas
de Bécquer y de Buesa
que hablen de ti
bajo ese cielo insólito y salvaje
que nos quedaba lejos.
Pero en la página más escondida,
en el libro inerme de tus memorias
tendrás para siempre escrito el verso
más importante de tu vida
escrito con la firma temblorosa de mi mano.

Oirás latidos
que embriaguen tus mañanas
al despertar,
pero este corazón que tanto ha perdido
ya no tocará los mismos coros
de tus pechos desnudados,
de tu vientre estremecido
por todas las octavas suaves
de un gemido acompasado.

Oirás palabras
vestidas de un amor
pluscuamperfecto.
Aún no sabes que cuando te olvides las mías,
con tu sexo desbordándose de luces,
olvidarás las más sinceras,
y en el ingrávido instante del después,
cuando entiendas que el momento no es el mismo
no hallarás el motivo por el que huyen las mariposas
sin volver la vista.

Oirás que dicen
que aún no te he olvidado
y no te mienten.
pero he aprendido a despedirme
sin tener que pensar un 'hasta pronto',
y a saber que soy más libre sin tus labios.

Oirás mi voz convertida ya en un susurro
diciendo adiós,
oirás mi adiós, y luego de eso
solo silencio.

Leer más...

4 ene. 2017

El pasillo

Camino entre las sombras del pasillo
dañado por cada ojo que me mira,
al fondo aguarda, tétrica, mi pira,
danzando con su vil y mortal brillo.

Se escucha, tras de mí, que cae un anillo,
mi orgullo, vuelto daga, no se gira,
las voces del pasado son mentira
silencio por doquier por más que chillo.

Los cuadros, al mirar, me dan de lado:
El bardo, el escritor, el sonetista...
no hay uno que no quiera verme lejos.

Hundido en el pasar de mi pasado,
herido en el reloj que se me enquista,
recorro el corredor de los espejos.

Leer más...

10 sept. 2016

Pequeño héroe

Al pequeño Vincent Vega
(06/2016 - 09/2016)
Tu hermana Mia Wallace, tu dueña J. y el resto de los que te conocimos te recuerdan



Se escucha un ronroneo agradecido,
saliendo por la puerta a un nuevo viaje,
te llevas, tatuado en el pelaje,
dos besos, seis caricias y un maullido

El mundo era un ovillo distraído,
creado para niños con coraje,
las sombras que decoran el paisaje
se cuelgan de un sollozo incomprendido.

Das pasos demasiado cortos para
la mítica aventura que te espera,
Dejando semillitas en tus huellas

Atrápame las sombras de la cara,
embóscate a cazar la primavera,
Y duerme, pequeño héroe, en las estrellas.

Leer más...

6 jun. 2016

Dirás



Dirás que soy
tan solo el que despierta
cosido a ti,
bajo estas sábanas almidonadas
por nuestras noches claras.
Pero en el último de mis infiernos,
en lo más profundo de mis caricias,
te guardo las esquinas de este beso
para incendiarte suavemente
 las saetas más difusas del reloj.

Dirás que tengo
demasiadas heridas
para querer,
pero este corazón cansado de filos
sueña con tus dedos como plumas,
y tus besos como sábanas,
y tus sueños como míos,
y tu vientre como un mar
cubierto de la espuma blanca
de mis horas sin tu cuerpo.

Dirás que llevo
demasiado equipaje
para este vuelo.
Aún no sabes que cuando te asomas a mí,
con tus alas enhebrándose en mi cielo,
se desintegran mis regresos
y en el infame polvo de los caminos
que me llevan sin ambages a tu puerta,
no encuentro una sola senda que no tenga tu nombre
junto con el mío.

Dirás que sueño
mundos que se equivocan
sin conocerte.
Pero he escuchado tus latidos,
y reconozco en ellos dos palabras,
que rebotan cada noche entre mis labios.

Dirás que no estamos hechos para ser uno.
Y yo diré,
solo diré, casi en silencio,
que te quiero.

Leer más...

29 mar. 2016

Poetessa nostra

A la poetissa catalana Dolors Miquel,
Denunciada per escriure un poema feminista basat en el "Pare Nostre".

Poetessa nostra que ets al juï,
Siga santificat el vostre vers,
La hipèrbole, la metàfora,
Vinga a nosatros el vostre crit,
la vostra lluita, el vostre poema,
Faça's la vostra llibertat al nostre llapis
sota el paper.
La nostra rebeldia de cada dia dona'ns ara
i no permetes que els panfígols
avorten la ment, facen silenci,
i deslliura'ns d'ells
pels sempres dels mais.
Poesia.

Leer más...

6 feb. 2016

Washingtonianamente

 Soneto acróstico. Las iniciales de cada palabra son acróstico de los dos primeros versos
Idas de pinza varias de uno, oye.

Washingtonianamente abandonado,
sin hombres invencibles ni grandezas,
todo óbice nació inventando altezas;
no alcanza mi estirpe ni tu estado.

Ayer busqué a ningún dios olvidado.
No acato derroteros o simplezas
incluso navegué hacia otras malezas
buscando recordar... era soldado.

Intento no volverme en negativo.
Cansado, insomne, busco la elegía,
sintiéndome necrófago insolente.

Garantizadamente redivivo,
abriendo notas donde escribía
zahiriéndome así súbitamente.

Leer más...

26 oct. 2015

La mañana de los grillos

Tres años son demasiados años para tener una canción en la nevera y sin terminar.
Dedicada a los que construyeron nuestras vidas , o al menos lo intentaron,
y firmada por el hijo de un albañil.

Es demasiado pronto para ser temprano,
es demasiado tarde para ser ayer,
se han ido las flores que trajo el verano
suenan los relojes del amanecer...

Y mientras la luna se muere de frío,
van los albañiles a montar el sol,
y el ruido bastardo de un caer de anillos
rasga sin romper las notas de su voz...

Y canta la mañana de los grillos
en silencio sepulcral,
rebuscando en los bolsillos
alguna miga de pan
y saluda al tendedero
de la ropa sin secar
mientras cantan los Romero
soledades de verdad.
Que su voz es un lamento
como el viento al rebramar,
que el quejío del cemento
es esperpento y nada más.

Muere en callejón la cuesta del olvido,
caen en saco roto las sacas de pan
y el lento rugido de un dragón dormido
va lamiendo mierda por el alquitrán.

Los picos y las palas chocan con martillos,
construyen las escalas a la torre de Babel
y entre los hormigones emparedan grillos
que sueñan con canciones de Sabina y de Gardel.

Se esconden de la noche sol, arena y agua,
van cayendo las notas por un hueco de ascensor
remontan los sudores montículos de grava
a destajo de las horas de ningún despertador.

Y mientras cae la luna y encienden los faroles,
se apaga el tintineo de ébano y marfil
y canta el horizonte que augura otros soles
arias de cuero viejo en las pieles de albañil.

Y canta la mañana de los grillos
en silencio sepulcral,
rebuscando en los bolsillos
alguna miga de pan
y saluda al tendedero
de la ropa sin secar
mientras cantan los Romero
soledades de verdad.
Que su voz es un lamento
como el viento al rebramar,
que el quejío del cemento
es esperpento y nada más.

y en la piel encallecida
de unas manos de hormigón
se cincelan las heridas
de estas almas de carbón.

y soplando a dos carrillos
rezumando de sudor,
cantan otra vez los grillos
la mañana que ya es hoy.

Leer más...

20 oct. 2015

Me saben a nuevo

Para Mónica.

Yo era de oscuros escritos
hechos con pluma de cuervo,
ecos de un alma marchita
que sepultaba entre versos.
Pero han llegado las flores
en medio del alfabeto
y hasta mis puntos finales
ahora me saben a nuevo.

Yo, que tras tanto intentarlo
hice de la noche un verbo,
ahora amanece de pronto
entre las aes de este cuento.
Antes cargaba demonios
en el rumor de mis huesos;
ahora, princesas azules,
traen cientos de ángeles buenos.

Fui de dormir cada noche
gris y fundiéndome a negro.
quise bregar con la Muerte
y hasta viajar al infierno.
Ahora que te he conocido,
vuelvo a contar con los dedos,
días, minutos, segundos...
Todos me saben a nuevo.

El aire que respiraba
era letal, negro y denso
ahora has traído, cantando,
notas de fresa en el viento.
Antes guardaba vacíos
llenos de nada en el pecho,
ahora me laten las venas,
ahora estoy vivo por dentro.

Aunque he perdido la guerra
que hubo entre olvido y recuerdo,
me pesarán los errores
de cuando yo fui más viejo.
Ahora, tus sábanas rosas,
tus verdes ramos de sueños,
Y hasta tus besos chiquitos,
Siempre me saben a nuevo.

Leer más...

21 ago. 2015

Dicen que el pasado

Dicen que el pasado
tan solo trae fantasmas,
y polillas que danzan y que huelen
a blanco hueso y naftalina.
Nadie me dijo que el pasado
podía traer también dos soles
negros como la noche negra,
y cinco dedos tan delgados
que parecen cuerdecitas de guitarra
aprendiendo los acordes
de una nana.

Dicen que el pasado es cementerio
de recuerdos crisantemos
y lápidas de nombres conocidos.
Nadie dijo nunca que el pasado
trae memorias de barro y rododendros,
convertidas en montañas diminutas
que caben, casi, casi, entremezcladas
en el cuenco ausentado de mis besos.

Dicen que el futuro es la sorpresa.
Nadie dijo que el pasado
tuviera arrebujada la mayor de ellas,
entre sábanas fucsias de princesas,
y la cuna de las lunas que faltaban por bordar.

Leer más...

1 ago. 2015

C'est fini

Se escapó la primavera
entre nubes de tormenta
y este adiós que a nadie ahuyenta
descendió por la escalera.
Ya sabía que esta acera
embocaba en un andén,
cogeré el último tren
y si la noche me aferra
que no sean en esta tierra.
Firma Shakespeare: “It`s the end”.

Cuando se oscurezca el cielo
estas lágrimas tan mías
romperán contra las vías
y hasta harán temblar el suelo.
Tal vez nunca acabe el duelo
de este amor que al fin perdí,
mas sé que por él morí
y viví todas las noches.
Se acabaron los reproches,
dice Zola: “C'est fini”.

Me haré un nido en cada hoja
de mi libro más oscuro
y esta huida hacia el futuro
dará fin cuando me acoja
en la tierra, que se moja
del sollozo que cayó
dibujando un débil “NO”
en el suelo demacrado.
Gritan a coro Machado
y Neruda: “Se acabó”.

Leer más...

14 jul. 2015

No todo va a ser llorar

 El día 12 de julio nos dejaba uno de los mejores cantautores que ha dado este país.
Irreverente, genial, controvertido, censurado, maestro de maestros...
Mi admiración vaya con él
Muchas gracias por tus canciones, Javier Krahe.




También habrá que reír como te gustaba,
habrá que consolar a Irene y Elena,
no todo va a ser llorar,
no todo va a ser llorar.
Habrá que escribir canciones con más mala baba,
y habrá también que aguantar,
(no todo va a ser llorar)
toda esta pena,

Habrá que darle lumbre a los monaguillos,
y cantar “Cuervo Ingenuo” con el de Podemos,
no todo va a ser llorar,
no todo va a ser llorar.
Habrá que buscar prosa dentro de los bolsillos,
y habrá también que plantar,
(no todo va a ser llorar),
unos crisantemos.

No todo va a ser llorar,
ya lloré el día pasado
a la orillita del mar
por este genio sin par
que también nos ha dejado
Lo recuerdo, emocionado,
pero sin dramatizar.
No todo va a ser llorar,
No todo va a ser llorar,

Y habrá también que rendirle todos los honores
y habrá que agenciarse discos de Pancho y Sabina,
no todo va a ser llorar,
no todo va a ser llorar.
y habrá que darle pábulo a burdos rumores
y habrá que visitar
no todo va a ser llorar,
todas las cantinas.

Habrá que acompañar al concierto a Marieta,
habrá que buscar otra voz para esta noche fría
No todo va a ser llorar,
No todo va a ser llorar,
Habrá que guardar tus frases en cada maleta
Y nos tendremos que despertar
(no todo va a ser llorar),
sin tu alegría.

No todo va a ser llorar,
ya lloré el día pasado
a la orillita del mar
por este genio sin par
que también nos ha dejado
Lo recuerdo, algo apenado,
pero sin exagerar.
No todo va a ser llorar,
No todo va a ser llorar,

Y también habrá que echar cuervos y gaviotas,
del nido exuberante de la costa suiza.
No todo va a ser llorar,
No todo va a ser llorar,
Y habrá que ir con Leonor, para ponerse las botas
Y habrá también que dejar
No todo va a ser llorar,
de darle la paliza

Habrá que llevar sus letras en nuestro equipaje
Habrá también que compartir más las emociones
No todo va a ser llorar,
No todo va a ser llorar,
Habrá que ir acabando este homenaje
Y habrá también que cantar
No todo va a ser llorar,
Todas sus canciones

No todo va a ser llorar,
ya lloré el día pasado
a la orillita del mar
por este genio sin par
que también nos ha dejado
Lo recuerdo, destrozado,
pero sin llorar.
No todo va a ser llorar,
No todo va a ser llorar,

Leer más...

5 jul. 2015

Quizás, Tal vez

Tal vez por tanto que he amado
valdrá la pena otro intento,
quizás en este momento
nos toque hablar en pasado.
Tal vez espere sentado
disculpas que nunca lleguen
quizás los datos me cieguen
al tiempo que mi alma calla.
Jamás pasé de la raya
por más que tus voces nieguen.

Quizá añoraba otro día,
tal vez buscaba otra noche,
y puede que tanto reproche
ya caiga en saca vacía.
No sé si supe o sabía,
si toca olvido o memoria,
si esto es derrota o victoria ,
si es por mi polla o tu ombligo.
Quizás si cuento contigo
Tal vez cambiemos la historia.

Leer más...

3 jul. 2015

Cuando como hoy

Cuando la noche malgaste saliva,
cuando las musas me pidan tabaco,
cuando se pare este paro cardiaco,
 cuando mi 'blues' sin más se desinhiba.

Cuando mi luna luche y sobreviva,
cuando este ejército de un verso opaco
venga otra vez a sacarme del maco
y el Coronel tenga al fin quien le escriba.

Cuando recoja otra rosa en el parque,
y juegue al juego de ser literato
mientras mis ojos no quieren dormir.

Cuando atraviese esta puerta de embarque
rumbo a otro viaje al futuro inmediato,
cuando, como hoy, me siente a escribir.

Leer más...